Perugorría, un hombre de cine

Como parte de los festejos por los 65 años del Icaic, Jorge Perugorría mereció el Premio Nacional de Cine 2024.

Compartir

Vanguardia - Villa Clara - Cuba
El actor y director Jorge Perugorría recibió el Premio Nacional de Cine 2024. (Foto: Tomada de Prensa Latina)
Por Lety Mary Alvarez Aguila
180
01 Abril 2024

El verdor de sus ojos y un asombroso talento artístico irrumpieron en la gran pantalla cubana a inicios de los años 90. El extrovertido Diego, del clásico Fresa y Chocolate, se convirtió en uno de los personajes más trascendentales de la cinematografía nacional. Detrás del sensible admirador del buen arte, y degustador de almuerzos lezamianos, Jorge Perugorría impactaba como promesa de la actuación.

Diego, el protagonista homosexual de Fresa y Chocolate, constituye uno de los personajes más icónicos del cine cubano. (Foto: Tomada de Internet)

A pesar de que el filme dirigido por Tomás Gutiérrez Alea y Juan Carlos Tabío le otorgara mayor reconocimiento y popularidad, Perugorría inició su extenso camino en el séptimo arte con la película Boceto (1991), de Tomás Piard. Antes, había explorado el mundo de las tablas y la televisión. Para esta última, realizó trabajos entre los que destacan las series De tu sueño a mi sueño (1991),  Retablo personal (1992) y Shiralad: el regreso de los dioses (1993). Tuvo un desempeño formidable como actor teatral, y figuró entre los rostros fundacionales de la prestigiosa compañía El Público, comandada por Carlos Díaz.

Junto a Ana de Armas en la película Una rosa de Francia (2006). (Foto: Tomada de Instagram)

Tras el éxito cinematográfico que le trajo la anteriormente citada Fresa y Chocolate,  Perugorría participó en diversas obras de la mano de cineastas cubanos y extranjeros. Resultaría difícil enumerar ahora las magistrales encarnaciones que quedarán para siempre en el imaginario y la cultura nacional. Grandeza histriónica, versatilidad, capacidad de emocionar a través de cualquier gesto o mirada han confluido a lo largo de los años en cada aparición que el intérprete regala a su público. El astuto y divertido «ciego» en Lista de espera; el batallador Bernardito en El cuerno de la abundancia; El Chino de Barrio Cuba; el discapacitado Luis en La pared de las palabras o el policía Mario Conde, de Cuatro estaciones en La Habana, evidencian que, más allá de poder camaleónico, entrega a las cámaras absoluta consagración.

Jorge Perugorría y Vladimir Cruz, actor con quien ha compartido escena en varias películas. (Foto: Tomada de Instagram)

Jorge Perugorría, o Pichi, como también le llaman sus amigos, incursionó, además, en la dirección de largometrajes. Bajo su batuta se produjeron títulos como Afinidades (la cual dirigió en conjunto con Vladimir Cruz), Se vende y Fátima o el parque de la Fraternidad, basada en el cuento homónimo de Miguel Barnet. Su labor en pos de mantener viva la llama de nuestro cine se ha extendido a proyectos y eventos de índole cultural como el Festival de Cine Pobre de Gibara, que presidió desde 2016 a 2022.

Como parte de los festejos por los 65 años del Icaic, Perugorría mereció el Premio Nacional de Cine 2024. Diego festejaría desde su guarida con  música clásica y una taza de té. Nosotros, simples mortales, celebramos a Jorge con la certeza de que su nombre representa cubanía y humildad.

Comentar